Alejandra García
Blog Marie Clarie
Alejandra García
#LaBatalladeAle: A casi un año del diagnóstico
 

#LaBatalladeAle: A casi un año del diagnóstico

 

Alejandra García

¡Hola! ¿Cómo están?

¡Confía en que súper! Yo ya pasada pachanga de cumple, de vuelta a la realidad y al mes (Diciembre) más pesado de trabajo. Ocurrente que soy, inicio radiaciones también, de hecho en esta semana, y ya me informó el Oncólogo/Radiólogo que serán 25 sesiones solamente, lo cual es maravilloso, ¡podrían haber sido 40!

Así que paso a modo extremo, GAD se nos multiplica el trabajo y yo empiezo a sentirme agobiada. Me tomo una tarde libre y me voy a ver el atardecer a la playa... Me encantan los colores cambiantes del cielo, el olor a mar, el ruido de las olas... todo ello me apoya a regresar a mi propio centro.

Tuve la increíble oportunidad de servir la comida de la reunión anual del Comité Binacional Fronterizo, ¡y fue maravilloso! Los Alcaldes de Tijuana y San Diego con Empresarios de ambas fronteras, ¡ah! ¡Cómo disfrute ese evento! Se sirvió en el Palacio Municipal, que presenta su propio puñado de retos, pero todo salió perfecto y hasta la foto me tomé.

Es para mi todo un tema que los Chefs que nos dedicamos a banquetes/catering, en general, no somos vistos como por ejemplo, a un chef de restaurante. Hay, si acaso, un par muy reconocido, y de ahí en fuera, nada. Considero parte de mi misión cambiar esa visión, ¡y lo voy a hacer! Piensen en un chef que conozcan famoso... y enseguida se les vendrá a la mente un chef de restaurante… ¡por ahora!

Pero bueno, además de mucho trabajo, diciembre es mes de Nacimiento y arbolito de Navidad, miso que cada año ponemos las hermanas en casa de mis papas y este año no fue la excepción: arbolito nevado, este año en dorados y rojos, y un nacimiento enorme que le encanta a mi mama con figuritas de barro, cascada, laguito, miles de animalitos... bueno, ¡es todo un arte montar (y quitar) ese Nacimiento cada año!

Me encanta porque es un mes con muchísimas actividades, y aprovecho cada minuto a veces hasta en lo que no debo. Ya les he platicado de mis perritas; una de ellas Lychee creció tanto que vive en el patio, no la puedo tener adentro, y con eso de que casi todo el año tuve prohibido tenerlas cerca, levantada la prohibición fue fiesta para las perritas y para mí.

Es el mes del Santo de mi mamá, y salimos a festejarla. Estuvo en Tijuana un gran amigo investigador gastronómico con el que compartí una tarde maravillosa, serví un evento con bufanda y cubierta la pelona porque ha hecho un frío que ni les cuento.

Servimos aquí y allá por todos lados y yo infinitamente agradecida con cada uno de nuestros clientes que nos mantienen trabajando, con el cuerpo y la mente ocupados y felices- Pero sí he empezado a notar que empiezo a estar cansada mas tiempo, que me dice el oncólogo que es el efecto acumulativo de quimios, herceptin y radiaciones que ya empecé; mi estado anímico esta muy fluctuante, la “mecha” muy corta y detallitos así.

He platicado tanto con el médico como con amigas que ya han pasado por esta situación médica, pero definitivamente cada persona es diferente y cada caso también. No es fácil no sentirme yo misma y en momentos no saber qué me pasa y ni yo misma “aguantarme”. Quién me hubiera dicho en diciembre del 2014, hace una año, todo lo que he tenido la fortuna de vivir y compartir este año... Hubiera pensado que me hablaba un extraterrestre.

Por supuesto que esto no lo planeamos nadie. ¡Ni nos ponemos a pensar en esta situación, ni que haríamos, ni cómo! Así que cuando a mí me dieron el diagnóstico hace ya casi una año, me cayó como un balde de agua helada. Pero ya paso casi un año, sigo viva, estoy muy bien, he seguido trabajando, empecé a compartir mi camino aquí, en Marie Claire con Ustedes… ha sido un buen año, ¡y seguro el próximo será aún mejor!

Se me acerca la Navidad a pasos acelerados y sigo con muchísimo trabajo, así que aquí me despido por ahora…

¡Nos leemos la próxima semana!

¡Un abrazo fuerte, fuerte!

Ale

#LaBatalladeAle

Contáctame en Facebook & Twitter